22 mayo, 2024

Hace tiempo que la Psicología no solo se trata en un consultorio, esta se ha aplicado para entender capacitar y desarrollar el capital humano en una empresa.
El psicólogo que se desempeña en el ámbito laboral puede funcionar de diversas formas y en distintas áreas de trabajo en la organización, tales como: selección y asesoramiento de personal, desarrollo organizacional, coaching, desarrollo de aprendizaje y liderazgo, manejo del empleo y del talento, desarrollo de ambientes de trabajo favorables, salud y bienestar en el ámbito laboral.
A continuación el desglose de las más importantes:

LIDERAZGO
La palabra liderazgo define a una influencia que se ejerce sobre las personas y que permite incentivarlas para que trabajen en forma entusiasta por un objetivo común.
El liderazgo es la función que ocupa una persona que se distingue del resto y es capaz de tomar decisiones acertadas para el grupo, equipo u organización que preceda, inspirando al resto de los que participan de ese grupo a alcanzar una meta común. Por esta razón, se dice que el liderazgo implica a más de una persona, quien dirige y aquellos que lo apoyen y permitan que desarrolle su posición de forma eficiente.
La labor del líder consiste en establecer una meta y conseguir que la mayor parte de las personas deseen y trabajen por alcanzarla. Es un elemento fundamental en los gestores del mundo empresarial, para sacar adelante una empresa u organización, pero también lo es en otros ámbitos, como los deportes (saber dirigir un equipo a la victoria), la educación (profesores que consiguen que sus alumnos se identifiquen con su forma de pensar) y hasta en la familia (padres o hermanos mayores que son tenidos como absoluto ejemplo por parte de sus hijos, por ejemplo).
Las bases para ser un buen líder son: Formarse continuamente; en este punto la Psicología ha realizado un gran aporte mediante la preparación de talleres y cursos que ayudan a potenciar las características del líder, mantenerse al tanto de lo último en el campo en el que se desarrolla el trabajo, observar la labor de otros líderes y modificar la forma de trabajo siempre que sea necesario. Por otro lado, las cualidades que debe tener alguien que ejerce el liderazgo son: conocimiento, confianza, integridad y, por supuesto, carisma para inspirar.

SELECCIÓN DE PERSONAL
La psicología en la selección del personal es primordial ya que las técnicas nos ayudan a conocer y analizar al candidato más apto para el puesto que debemos cubrir.
La cantidad y tipo de pruebas que se lleven a cabo dependerá de muchas variables, como el interés de la empresa, sus políticas, el tiempo disponible para la selección, el tipo de cargo a proveer, etc. Por lo general se consideran tres tipos de pruebas de corte psicológico que servirán de insumo para las entrevistas. Es importante evaluar la personalidad, para que el ajuste del aspirante al cargo sea el adecuado.
La motivación es otro elemento muy importante a evaluar, ya que es un factor determinante en el crecimiento y progreso de las personas y las organizaciones.
Se evalúan habilidades, porque en muchos de los cargos y para muchas de las labores se requieren habilidades específicas para su mejor desempeño. La medición de habilidades desde este punto de vista no tiene relación con el nivel de instrucción o con la formación académica de la persona.

COACHING
Mientras las empresas continúan buscando maneras de recortar costos, el coaching /reconocimiento es una alternativa de bajo costo y alto impacto para considerar.
De hecho, los gerentes están cometiendo un error si no consideran las habilidades de coaching como una prioridad y como una parte importante de su descripción de puesto.
Aquellos gerentes que apoyen un ambiente de aprendizaje con el enfoque en desarrollar las habilidades de la gente quedarán muy por encima de la competencia, al lograr atraer y retener empleados valiosos.
Aquellos con reputación de invertir en las habilidades y el crecimiento de los empleados, atraerán a los mejores empleados y también los más leales.
El coaching también puede ser útil para:
Incrementar la motivación.
Incrementar la productividad.
Mantener el crecimiento (y las utilidades).

Cada vez más empresas tienen un Staff de Psicólogos orientados a buscar lo mejor de cada individuo para que este se sienta integro y traslade lo que siente a su día a día en su desempeño y productividad.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *