21 febrero, 2024

La Psicología Laboral es una rama de la Psicología, que se encarga de estudiar, analizar y evaluar la conducta humana, dentro de la empresa a nivel individual, grupal y organizacional, que se centra en el trabajo que cada uno realiza.
Se debe conocer las estrategias y la finalidad de elaborar organigramas que sirvan para dividir el trabajo y los cargos laborales en las industrias, para poder encontrar la mejor forma de trabajo.
Es una disciplina científica que tiene por objetivo predecir y explicar estas conductas pero también resolver problemas que surjan en este contexto.
Lo que busca la Psicología del Trabajo y de las Organizaciones, es mejorar el rendimiento y la productividad, así como potenciar el desarrollo personal y la calidad de vida laboral de los empleados en el trabajo. Para esto, hacen evaluaciones acerca de las conductas de los trabajadores desde diferentes ángulos, ya sea, individualmente, su comportamiento en grupo, la relación respecto de subordinados o jefes, según corresponda en cada caso.
Entre la Psicología del Trabajo y la de las Organizaciones, también existen algunas diferencias. Por su parte, la Psicología del Trabajo, se preocupa de la actividad concreta de cada trabajador y se interesa más por el tipo de tareas que tiene, el ambiente laboral, los horarios laborales, la carga de trabajo, conflictos de rol y el error del trabajador. Mientras que la Psicología de las Organizaciones tiene un enfoque más amplio y estudia más allá del trabajador, esto es: la organización en la que está inmerso y su relación con la misma. Una vez que tienen la información necesaria, los profesionales de la Psicología Laboral, pueden implementar alternativas u opciones para mejorar el clima de trabajo y su rendimiento, siendo así, más eficientes los empleados y logrando un ambiente agradable de trabajo.
La Psicología Laboral se orienta a temas relacionados con Recursos Humanos, ya que sostiene que las organizaciones y las compañías comerciales componen sistemas formados por seres humanos que interactúan entre sí. Al estudiar los vínculos dentro del sistema, pueden brindar pautas que mejoren el rendimiento de toda la organización.
La Psicología Laboral y Recursos Humanos están fuertemente vinculados, ya que pueden tener las mismas tareas a realizar. Como es, el reclutamiento, evaluación y selección del personal idóneo, cuestionarios, inventarios psicológicos, entrenamiento y análisis del cargo, además del comportamiento de los grupos y todos los subsistemas del trabajo y también de las respuestas que ofrezca la compañía ante los estímulos propios y los externos.
Los programas de formación también son importantes para la Psicología del Trabajo. Poder ofrecer a los empleados una mejora en su formación profesional es algo que se valora mucho, aunque a veces los términos en los que esta formación se ofrece, puede ser negativa para el empleado; por ello es necesario que, en la negociación de la formación participe activamente el experto de Recursos Humanos y Psicología del Trabajo.
La formación en grupos, de manera periódica o la promoción de espacios de intercambio dentro de la empresa es otra de las formas de lograr una mayor motivación entre los trabajadores y además, una manera muy positiva de conseguir mejorar el ambiente laboral. La Psicología en el trabajo debe poder defender los intereses de los grupos de trabajo y dar a conocer su relevancia a la directiva de la empresa, que, muchas veces, desconoce los beneficios reales de este tipo de iniciativas. Otra forma de motivar a los empleados bastante conocida y estudiada en Recursos Humanos y Psicología Laboral, son los programas de promoción.
Desde el primer momento en el que se establece el contrato de trabajo, es altamente valorada la posibilidad de ser promocionado y realizar una carrera profesional en dicha empresa.
La Psicología en Recursos Humanos se puede integrar dentro de varios departamentos:
-En la investigación comercial y el Marketing, puede participar en actividades de investigación cualitativa, por ejemplo:
-En la dirección y gestión de empresas, puede asesorar a la Dirección, el director de RR.HH. que tiene una formación de base en Psicología del Trabajo y un amplio conocimiento de la actividad de la empresa.
-En su propio departamento de Recursos Humanos, puede encargarse de realizar organigramas, análisis de las cargas de trabajo, valoración de puestos, formación, adiestramiento, etc.
-En cuanto a las condiciones de trabajo y salud, su trabajo se basará en dos aspectos muy importantes, la atención y la prevención. La atención se relaciona con la acción directa con el trabajador.
Mi opinión acerca de la Psicología del Trabajo en los Recursos Humanos, es que es necesario entender la conducta de los miembros de una organización para poder llevar a cabo correctamente las tareas. Si el empleado sufre estrés, por ejemplo, no va a poder ser tan eficiente como se requiere. Por eso, es bueno fomentar una jornada digna de trabajo, obtener un salario adecuado conforme a responsabilidades y tareas realizadas,  lograr un buen ambiente laboral, como así también, implementar incentivos y beneficios.