¿Tenes vértigo?

    0
    511

    ¿Tenes vértigo?

    trbaajo-en-altura

    Toda tarea que se desarrolle a más de dos metros (2m) de altura respecto del plano horizontal más próximo, es considerada por la Ley 19.587 y su Decreto reglamentario 911 para la construcción, trabajo en altura.

     

    Los trabajos que se desarrollan en altura, aumentan el riesgo de lesiones o accidentes. Por esta razón, resulta fundamental la utilización de elementos de seguridad efectivos contra caídas.

    Dentro de este artículo podrán encontrar los elementos de seguridad más comunes utilizados para prevenir las caídas durante el desarrollo de trabajos en altura, como así también, la correcta utilización de los mismos.

    IMPORTANTE: La ejecución de trabajos en altura sin sus correspondientes EPPs puede derivar en accidentes graves e inclusive hasta la muerte.

    Los elementos más comunes para realizar trabajos en altura.

    Andamios

    Los andamios son un sistema universal compuesto por caños y accesorios que, por su gran versatilidad, permiten acceder a todo tipo de frentes y plantas.

    Siempre que sea posible debe sustituirse la utilización de escaleras móviles, de mano u otros medios riesgosos para desempeñarse en altura.

    Nunca utilice, para trabajar en altura; tambores, cajones o caballetes.

    Los andamios deben estar construidos bajo la supervisión de personal especializado. Es responsabilidad de la supervisión a cargo del trabajo, verificar que el andamio está armado según norma.

    Los andamios construidos en zonas de tránsito vehicular o peatonal deben estar señalizados con banderas o cintas durante el día y con luces alimentadas con tensión de seguridad, durante la noche.

    Cuando deba trabajarse cerca de líneas con tensión, o lugares con eventuales riesgos eléctricos, se solicitará la intervención del personal responsable del área, que determinará las medidas a tomar, para minimizar los riesgos.

    Antes de iniciar el armado del andamio, se deberán inspeccionar los materiales a utilizar.

    Los tablones de madera no podrán tener un espesor menor a dos pulgadas y deberán descartarse aquellos que presenten rajaduras, fisuras, nudos o anormalidades que lo indiquen como inseguro.

    Los tablones metálicos deberán ser antideslizantes.

    No deben utilizarse cañerías eléctricas, bandejas, cañerías aisladas o desnudas, bandejas, etc., para apoyo de los tablones.

    Silleta

    Los asientos deben tener como mínimo sesenta centímetros (60cm) por treinta centímetros (30cm).

    La soga será de un solo tramo y debe pasar por cuatros puntos (4) fijos del asiento.

    Usar el cinturón de seguridad, sujeto a la cuerda de vida, independiente del soporte del asiento.

    No usar clavos.

    Escaleras simples

    Se construirán con madera rígida, aluminio o fibra.

    Carecerán de nudos, roturas y grietas.

    Nunca deben pintarse, salvo con barniz transparente.

    Los largueros deberán ser de una sola pieza y los peldaños estarán ensamblados y no claveteados.

    Es recomendable la utilización de escaleras metálicas.

    La escalera estará apoyada contra la pared formando un ángulo de 75° con respecto al suelo. Ángulos mayores provocan el vuelco de la misma, menores provocan su deslizamiento sobre la pared.

    Los largueros sobrepasarán en un metro (1m) el punto superior de apoyo.

    No se utilizarán simultáneamente por dos trabajadores.

    Nunca se apoyará la escalera sobre cascotes o ladrillos.

    Las escaleras dispondrán de zapatas antideslizantes en su pie o de ganchos de sujeción en la parte superior.

    El ascenso y descenso se realizarán de frente.

    Escaleras extensibles

    No desplazar la escalera estando extendida.

    No poner las manos en el recorrido de la parte descendente.

    Se revisarán todos los dispositivos de seguridad como: zapatas, empalmes y sogas.

    Escaleras tipo tijera

    Estarán provistas de cadenas o cables que impidan su apertura al ser utilizadas.

    Nunca utilizar el último peldaño para trabajar.

    No se pasará de un lado a otro de la escalera por su parte superior.

    Protección contra caídas

    Existen dos tipos de protección contra caídas en trabajos en altura: Pasivas y Activas.

    Pasivas: son sistemas de seguridad que actúan en conjunto con otros elementos para evitar caídas de los trabajadores.

    • Barandas
    • Mallas
    • Redes
    • Cerramientos
    • Delimitaciones de áreas

    Activas: son las que actúan directamente sobre el cuerpo del trabajador mediante elementos de seguridad.

    Sistema de sujeción o posicionamiento:

    Se compone de un cinturón de sujeción y elemento de amarre, permite trabajar anclado a un poste o a un punto rígido.

    Sistema anti-caídas:

    Dispositivo que permite el desplazamiento vertical o a lo largo, mediante una cuerda de seguridad bloqueando automáticamente las caídas.

    Sistemas mixtos:

    La combinación de los dos sistemas anteriormente descriptos.

    Los arneses:

    Se los diseñó para compensar cierta limitación de los cinturones en cuanto a la forma de sujeción (no tienen cómo asegurar un cuerpo si cae cabeza abajo). Por el contrario, los arneses resultan aptos para retener a una persona manteniéndola en posición vertical.

    También se ofrecen ganchos bloqueadores y poleas auto-frenantes que se pasan por las cuerdas y permiten descender de manera graduada por medio de sogas de alta resistencia.

    Arnés de seguridad:

    Es un equipo que permite puntos de anclaje:

    1. a) Dorsal
    2. b) Torsal

    Cabo de vida:

    Es imprescindible cuando use el arnés de seguridad que esté atado a un cabo de vida:

    • Debe estar sujeto a un punto fijo de la estructura: una viga o columnas de hormigón armado.
    • Su anclaje tiene que ser independiente del que utilizan el resto de sus compañeros, además lo suficientemente corto para evitar, en caso de caída, que su cuerpo golpee contra otra superficie.

    Recorda siempre revisar bien los EPP y elementos a utilizar para trabajar en altura, ya que esta es la causa de accidentes más común en todos los trabajos.

    NO OLVIDAR

    Nunca deben realizarse trabajos en altura cuando las condiciones meteorológicas (lluvias y/o vientos) pongan en peligro su vida y la de sus compañeros.