Inicio La crisis de las Industrias Metalúrgicas en la República Argentina
Array

La crisis de las Industrias Metalúrgicas en la República Argentina

unnamedEl sector Metalúrgico está compuesto por pequeñas y medianas empresas de capital Nacional. La metalurgia es el corazón de la producción Industrial por su articulación en los demás rubros del sector, la importante y actualizada tecnología que posee y la cadena de valor agregado que germina en sus ramificaciones.

En los últimos tiempos han sido golpeados enormemente debido a la economía del país. El Boletín de Actualidad que publica La Cámara empresarial de Industriales metalúrgicas de la República Argentina afirma que el 40% de las empresas sufrió una importante caída en su facturación , lo cual lleva a un gran aumento de despidos de sus empleados.

Debido a la caída de las exportaciones , acumulan millones de dólares en déficit, siendo mas alto que en el periodo de 2015.

El líder de la UOM (Unión Obrera Metalúrgica) asegura en una entrevista realizada por Página 12, que si no se producen cambios en la importación de artículos extranjeros, el número de desocupados va a seguir aumentando con el correr de los meses.

Se conocen varios factores que fueron los causantes de darle un duro golpe a las metalúrgicas de todo el país.Algunos de ellos son:

-La retracción del consumo interno, debido a la pérdida del poder adquisitivo

-El freno de los sectores demandantes de productos metalúrgicos

-La gran caída de la demanda externa, a la que se le agrega una suba generalizada de tarifas, la cuál resulta una preocupación para las pymes.

En los primeros meses del año 2016 , las ventas disminuyeron en mayor cantidad y con el correr del tiempo siguen aumentando. Las principales caídas que se registraron fueron de tubos y perfiles de acero, auto-partes, bienes de capital e industrias básicas de no ferrosos.

Los sectores más afectados a raíz de la caída de la producción fueron : equipamiento médico, equipos y aparatos eléctricos, seguidos por el resto de los sectores de bienes de capital.

Las Metalúrgicas ante este problema están optando por tomar diferentes medidas para no dejar sin trabajo a los miles de empleados:

  1. Deciden que los sectores trabajen entre un 60 y un 70 por ciento para poder estirar un poco más el trabajo, ya que son conscientes de que los problemas que vive la Industria no los tienen que pagar los empleados.
  2. Comienzan a suspender algunos días de trabajo. Siendo un día en la semana o depende la situación económica de la empresa optan por dos o tres días. Los cuales no se les abonan.
  3. Algunas otras, optan por cerrar en la época donde la fábrica tiene menor productividad, haciendo que corran las vacaciones de los empleados y el tiempo restante les dan por días de suspensión , por lo tanto, esos días no son abonados.
  4. Tratan de “arreglar” con algunos trabajadores, se les pide que se presenten a la administración para llegar a algún acuerdo con respecto a sus liquidaciones.
  5. Una manera que tienen para acotar los gastos de la producción es comprar y traer hechas partes de sus productos para no necesitar tantos empleados y en caso de tengan que producir , puedan hacerlo sin ningún inconveniente.

Los empleados ante estas medidas responden a la fábrica de diferentes formas:

  1. Convocan a marchas de trabajadores metalúrgicos en defensa de las fuentes laborales , no lo hacen contra el Gobierno Nacional ni nadie en particular, pero tratan de defender sus puestos de trabajo de cualquier manera posible,
  2. Cuando pasa tiempo sin que se les abonen, deciden parar la producción y no trabajar hasta llegar algún arreglo con la administración,
  3. Negocian lo mejor posible sus liquidaciones en caso de “arreglar”, debido a la cantidad de años que llevan en el mismo puesto de trabajo y que las empresas piden abonarles en cuotas , para beneficios de ellos y poder pagarles todo lo que les corresponde de alguna manera,
  4. Cuando las empresas optan directamente por despedir a muchos empleados, ellos se ponen de acuerdo para “tomar” la fábrica,permaneciendo en carpas en el lugar, pidiendo que los vuelvan a incorporar ya que la mayoría tiene familias que mantener y por su edad a muchos les va a costar el doble poder conseguir un empleo estable .

Hoy en día, los dueños tienen que buscar cualquier alternativa posible para poder seguir adelante con sus empresas, aunque tienen un sentimiento de optimismo, ya que esperan estar mejor a medida que pase el tiempo. Creen que con el cierre de paritarias y si la inflación menguara, habrá un crecimiento de poder adquisitivo de los salarios, lo que les dá la posibilidad de que el mercado interno se vea revitalizado y así poder mantener aunque sea a la mayor parte de los empleados y no llegar al peor final que sería presentar la quiebra de la empresa.

 

Reservá tus vacaciones

Fotografía