Inicio Turismo y Hotelería Historia de la Industria de la Hospitalidad: Grecia y Roma.

Historia de la Industria de la Hospitalidad: Grecia y Roma.

Historia de la Industria de la Hospitalidad

Desde el comienzo de la civilización, el hombre ha tenido la necesidad de desplazarse de un lugar a otro en busca de satisfacer innumerables exigencias de diferente índole, en un principio podemos mencionar que su traslado se debía a la búsqueda de nuevos pastos para su ganado, ya que se iban acabando los recursos que tenían a la mano en el lugar en donde se habían asentado, así mismo iban siguiendo también las migraciones de los animales que le servían de alimento, en esta etapa él mismo era quién construía un lugar para habitar o buscaba alguna cueva que le servía de refugio, ya sea contra las inclemencias del tiempo o contra las fieras salvajes.
Conforme va evolucionando el hombre, va transformando esta necesidad en un satisfactor de otro tipo, no sólo son las básicas de búsqueda de alimento, sino que también va intentando satisfacer necesidades de intercambio de mercancías, status, culturales, de ocio, etc. Es por esto que la industria de la hotelería ha tenido que, junto con el hombre, ir evolucionando para cubrir estas nuevas expectativas de la civilización moderna. Los viajes que se realizaban eran básicamente motivados por las diferentes necesidades del ser humano, o bien para el intercambio de mercancías, las cuales no se podían conseguir en el lugar de origen.
En estos viajes los mercaderes, además de llevar a cabo la compra o la venta de sus productos, tenían también la oportunidad de conocer esos lugares, de tal manera que fueron interesándose en los nuevos sitios que visitaban, en sus paisajes, monumentos, cultura, etc, una vez que llegaban a su hogar compartían con sus amigos y familiares sus experiencias, de tal forma que fueron despertando en ellos el deseo de conocer esos lugares enigmáticos y diferentes, así como sus costumbres y pobladores. Como consecuencia obvia de estos desplazamientos se necesitaban lugares en donde los viajeros pudieran pasar una o varias noches, ya sea para reparar fuerzas y continuar su viaje, o bien para asentarse temporalmente en esa ciudad mientras la conocían.

Orígenes e historia ¿Cuál es el inicio de los hoteles en la historia de la humanidad?

Se sabe que a lo largo de los caminos que unían una ciudad con otra existían lugares para dar asilo a los viajeros que se desplazaban, en especial con fines comerciales. También se sabe que aproximadamente por el siglo V a.C. en la ciudad de Olimpia se llevaban a cabo los juegos denominados olímpicos y es aquí donde se tiene referencia que se construyó la primera edificación con carácter de hotel y cuyo objetivo era dar alojamiento a los atletas que acudían a participar en dichos juegos, estas instalaciones eran muy rudimentarias.
En Grecia entre los años 1000 y 500 a. de C. se tiene conocimiento de que se llevaron a cabo acuerdos entre algunos Estados para realizar intercambios comerciales en los que se consideró la apertura de sitios en donde se pudieran alojar los comerciantes y que además no tenían ningún costo para ellos, ya que era parte del mismo intercambio. Así en diferentes lugares de Grecia se construyeron “hospederías” financiadas por el Estado, con el fin de proporcionar a los comerciantes un lugar seguro donde dormir, además de proporcionarles alimento.
Posteriormente esta costumbre se hizo extensiva al imperio romano, en donde se construyeron villas de todo tipo, desde muy sencillas hasta verdaderos palacios, sobre todo en las ciudades costeras y ya no sólo se utilizaban para los comerciantes, sino se ocupaban para dar alojamiento a los altos funcionarios del Imperio o de algún otro país, e incluso como casas de descanso de los nobles, donde acudían a olvidarse de sus preocupaciones. Es entonces que los viajes dieron un giro radical, ya no se viajaba sólo por un intercambio comercial, sino que además se viajaba por placer, diversión, por conocer nuevas culturas, artes, juegos de gladiadores, etc. y Roma ofrecía una gran diversidad en todos estos ámbitos.

Reservá tus vacaciones

Fotografía