Barrió Balvanera (Buenos Aires, Argentina)

0
777

ORÍGENES:

En siglo XVIII el terreno donde se encuentra ubicado dicho barrio pertenecía a Don Antonio González Varela, conocido con el apodo de Miserere debido a eso la zona era conocida como Miserere. Este nombre continuaría hasta hoy en la actual Plaza homónima. En 1799, Fray Damián Pérez, religioso franciscano, recibió en donación el terreno para la construcción de un hospicio, en el que tiempo más tarde se levantó una capilla dedicada a Nuestra Señora de Balvanera dando el nombre definitivo al barrio. En el sigo XIX Balvanera era una zona de quintas, muy poco poblada, con un estimativo de 3.500 habitantes, su avenida principal era camino real del oeste (actual Avenida Rivadavia) pero con las fuertes oleadas inmigratorias de nuestro país el barrio porteño fue un lugar que albergo a muchas comunidades: italianos, españoles, polacos, judíos, árabes, y armenios.

La tradicional plaza Miserere, llamada así por el apodo del antiguo dueño de las tierras, fue un importante escenario durante las invasiones inglesas y desde allí don Santiago de Liniers intimó la rendición del general Guillermo Carr Beresford, hoy en día también se la conoce como “Plaza Once” debido a la estación ferrocarril “11 de Septiembre” que a su vez se llamaba así por el día 11 de Septiembre de 1852 fecha de la batalla de Pavón; Once siempre fue destacado como un lugar de mucha actividad comercial, costumbre que hasta el día de hoy perdura, con la llegada de los inmigrantes alrededor de la actual Avenida Corrientes se instaló la comunidad judía, dando una importante vida al barrio con la construcción de sinagogas, clubes y la instalación de comercios dedicados a la confección de todo tipo de indumentaria, pero a pesar de eso el barrio en general siguió caracterizándose como típico barrio de tango  con sus burdeles, ubicados en ese entonces en la esquina de Junín y Lavalle, las viejas quintas que en esa época rodeaban la zona fueron loteados y cuando se ofrecieron para la venta esas tierras primero las cercanas al mercado 11 de Septiembre, pero luego en 1880 en todo el barrio; en el año 1934 se inauguró el mercado del Abasto reafirmando la zona como comercial, luego en 1970 las nuevas comunidades de inmigrantes coreanos y chinos pasaron a tener una presencia relevante en diversas actividades comerciales, actualmente están registradas más de 25 mil tiendas en Balvanera, en parte porque las regulaciones locales favorecen al comercio.

Balvanera hoy está constituido por la Avenida Independencia, Avenida Entre Ríos, Avenida Callao, Avenida Córdoba, Gallo, Avenida Díaz Vélez, Sánchez de Bustamante, prolongación virtual de Sánchez de Bustamante (puente peatonal), Sánchez de Bustamante, Sánchez de Loria. Limita con los barrios de Recoleta al norte, San Nicolás y Monserrat al este, San Cristóbal al sur, y Almagro al oeste.

La calle principal de Balvanera es Avenida Rivadavia, que atraviesa toda la ciudad de Buenos Aires de este a oeste (todas las calles norte-sur cambian de nombre al atravesar Rivadavia) y la Avenida Corrientes, la principal vía comercial y de entretenimiento, donde se encuentran varios teatros y centros culturales importantes de la ciudad.

Atractivos destacados:

-El café Los Angelitos, en la esquina de Rivadavia y Rincón, fue punto de encuentro de músicos y poetas y ha merecido el homenaje de un tango. Exhibía un relieve de ángeles en su fachada, y era uno de los puntos de obligada visita del barrio, que se desmoronó en los años 1990 pero se encuentra reconstruido.

– la casa habitada por Carlos Gardel, famoso cantante de tango, se conserva como monumento histórico, en la calle Jean Jaurés 735 a pocas cuadras del Abasto.

-En Avenida Corrientes y la calle Anchorena se levanta el Abasto Plaza, primer hotel de cinco estrellas temático de tango en América. Construido durante los últimos años del pasado siglo, consta de 126 habitaciones y su decorado está íntimamente relacionado con dicho estilo y danza musical.

– El Palacio de Aguas Corrientes, A fines del siglo XIX fue el depósito de agua más importante del continente, constituye un patrimonio industrial único y excepcional de nuestro país, pertenece a “AySA” una empresa pública argentina dedicada a la prestación de servicio de agua corriente y cloacas.