24 julio, 2024

La fabricación o elaboración del vino presenta distintos tipos de riesgos que amenazan la integridad física, psíquica y social del trabajador y que se deben tener en cuenta para la prevención de accidentes laborales. Entre ellos encontramos.

  • Riesgos mecánicos: son los riesgos derivados de la utilización de máquinas y sus partes móviles.
  • Riesgos de caídas del personal: Son riesgos asociados al desorden y falta de limpieza en las bodegas, también por falta de señalización y mala iluminación.
  • Riesgos de caídas de objetos: son l0s riesgos que se presentan en zonas de trabajo móviles, por ej.: la línea superior de las cisternas
  • Riesgos de sobreesfuerzos: son riesgos que se presentan al levantar objetos pesados, aquí los trabajadores deben solicitar protectores dorsales, etc.
  • Riesgos de exposición al ruido: son los riesgos asociados a los ruidos de las máquinas de trabajo, aquí el trabajador debe solicitar protectores auditivos.
  • Riesgos de incendios: si bien los riesgos de incendios se encuentran en la mayoría de las actividades, en este sector se toman medidas preventivas como construir desagües en materiales no combustibles y colocar válvulas de alivio en la conducción más extensa, proveer matafuegos de clase A, B, C y D e instruir a los trabajadores.
  • Riesgos por procesos: Para la obtención del vino se debe atravesar distintos procesos, en los cuales existen algunos de los riesgos mencionados anteriormente.
  • Riesgos de exposición a sustancias nocivas o toxicas: En este sector se utilizan distintas sustancias químicas en los distintos procesos donde el trabajador está expuesto a intoxicaciones severas.
  • Embotellado: se llevarán a cabo diferentes pasos como son la filtración, el embotellado en sí, el etiquetado, encapsulado y, finalmente, el encajado de botellas. Normalmente es un proceso que está completamente automatizado. Aún así, debe tenerse en cuenta lo siguiente:

Proteger las zonas de acceso a puntos de atrapamiento y aplastamiento.

 Situar setas de seguridad en puntos estratégicos.

 Los atascos y demás problemas durante el proceso se harán con máquina parada y consignada.

 Al desplazarse por encima de los palets o en operaciones de despaletización de botellas se debe asegurar la estabilidad de las pilas y del trabajador.

 Se recomienda uso de botas de seguridad con puntera reforzada.

 Al retirar las botellas rotas, utilizar guantes de protección mecánica para evitar cortes; usar recogedor y empujador para no tener contacto con la parte cortante.

 Las naves de embotellado, por las características de la maquinaria empleadas son zonas de riesgo sonoro. Una evaluación de riesgos determinará el nivel y las protecciones necesarias.

 En estas operaciones se da un claro riesgo de sobre esfuerzo por manipulación.

Manual de cargas. Se deberá formar al personal sobre higiene y posturas.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *