15 junio, 2024

RIESGOS DE TRABAJO EN ALTURA

Entendemos por trabajos en altura aquellos trabajos que son realizados a una altura superior a dos metros. Dentro de éstos podemos citar entre otros: trabajos en andamios, escaleras, postes, plataformas, etc., así como trabajos en profundidad, excavaciones, pozos, etc. Son numerosas las actuaciones que requieren la realización de trabajos en altura tales como tareas de mantenimiento, reparación, construcción, restauración de edificios u obras de arte, montaje de estructuras, limpiezas especiales.

La realización de estos trabajos incluye la utilización de equipos de trabajo seguros, como una información y formación teórico-práctica de los trabajadores.

Se deberán observar las siguientes fases previas al trabajo en altura:

– Identificar el riesgo de caída

– Control del riesgo:

  • Siempre que sea posible se debe eliminar el riesgo de caída evitando el trabajo en altura.
  • Cuando no pueda eliminarse el riesgo, las medidas a tomar deben ir encaminadas a reducir el riesgo de caída, adoptando medidas de protección colectiva, mediante el uso de andamios, plataformas elevadoras.
  • El uso de sistema anticaídas se limitará a aquellas situaciones en las que las medidas indicadas anteriormente no sean posibles o como complemento de las mismas.

Cuando exista un riesgo de caída de altura de más de dos metros, los equipos de trabajo deberán disponer de barandillas o de cualquier otro sistema de protección colectiva que proporcione una seguridad equivalente. Las barandillas deberán ser resistentes, de una altura mínima de 90 centímetros y, cuando sea necesario para impedir el paso o deslizamiento de los trabajadores o para evitar la caída de objetos, dispondrán, respectivamente, de una protección intermedia y de un rodapiés.

Cuando sea necesario retirar de forma temporal algún dispositivo de protección colectiva contra caídas, deben preverse medidas alternativas que no disminuyan el nivel de seguridad las cuales deberán especificarse en la planificación preventiva.

El paso en ambas direcciones entre el medio de acceso y las plataformas, tableros o pasarelas no deberá aumentar el riesgo de caída.

Los trabajos temporales en altura sólo podrán efectuarse cuando las condiciones meteorológicas no pongan en peligro la salud y la seguridad de los trabajadores.

 

 

ESCALERAS DE MANO

RIESGOS GENERALES:

  • Caídas a distinto nivel
  • Golpes por caída de objetos
  • Atrapamiento
  • Contactos eléctricos

MEDIDAS PREVENTIVAS

LIMITACIONES

La elección de este medio como puesto de trabajo en altura deberá limitarse a los supuestos donde la utilización de otros equipos de trabajo más seguros no esté justificada por el bajo nivel de riesgo y por las características de los emplazamientos que el empresario no pueda modificar.

CONSIDERACIONES PREVIAS

– Asegúrese que se encuentra en condiciones adecuadas para utilizar una escalera. Determinadas condiciones médicas o el uso de determinados medicamentos, alcohol o drogas, hacen el uso de una escalera inseguro.

– Revisiones previas:

  • Correcto ensamblaje y buen estado de peldaños y largueros
  • Zapatas antideslizantes de apoyo en buen estado.

TRANSPORTE:

No utilizarlas para transportar materiales

– Trasporte manual

  • No se debe transportar horizontalmente. Hacerlo con la parte delantera hacia abajo, sin hacerla pivotar ni transportarla sobre la espalda.
  • Transportar plegadas las escaleras de tijera y las extensibles, sin arrastrar los dispositivos de unión por el suelo

MANTENIMIENTO

Después de su uso se limpiarán de cualquier sustancia que haya caído sobre las mismas.

Se almacenarán en posición horizontal, sujetas a soportes fijos, adosados a paredes.

Las escaleras de mano se revisarán periódicamente, como máximo cada seis meses contemplando los siguientes puntos:

– Peldaños flojos, mal ensamblados, rotos, con grietas, o indebidamente sujetos con alambres o cuerdas.

– Mal estado de los sistemas de sujeción y apoyo.

ANDAMIOS

RIESGOS GENERALES

– Caídas a distinto nivel

– Derrumbe de la estructura

– Golpes por caída de objetos

– Caídas al mismo nivel

MEDIDAS PREVENTIVAS

Los andamios deberán proyectarse, montarse y mantenerse de manera que se evite que se desplomen o se desplacen accidentalmente.

Las plataformas de trabajo, las pasarelas y las escaleras de los andamios deberán construirse, dimensionarse, protegerse y utilizarse de forma que se evite que las personas caigan o estén expuestas a caídas de objetos. Sus medidas se ajustarán al número de trabajadores que vayan a utilizarlos.

– En función de la complejidad del andamio elegido, deberá elaborarse un plan de montaje, de utilización y de desmontaje. Este plan y el cálculo a que se refiere el apartado anterior deberán ser realizados por una persona con una formación universitaria que lo habilite para la realización de estas actividades. Este plan podrá adoptar la forma de un plan de aplicación generalizada, completado con elementos correspondientes a los detalles específicos del andamio de que se trate.

SISTEMAS ANTICAÍDAS

Un sistema anticaídas es un sistema individual contra caídas de altura, compuesto de un arnés anticaídas y de un subsistema de conexión, y previsto para detener las caídas.

El objetivo del sistema anticaídas es conseguir la parada segura del trabajador que cae, es decir:

– conseguir que la distancia vertical recorrida por el cuerpo a consecuencia de la caída sea la mínima posible

– que el frenado se produzca en las condiciones menos perjudiciales para el trabajador

– garantizar su mantenimiento en suspensión y sin daño hasta la llegada del auxilio

A la hora de elegir un sistema anticaídas adecuado al trabajo a realizar, es necesario tener presente los siguientes aspectos:

– Existe una amplia variedad de clases con una amplia gama de tipos dentro de cada clase, cada uno diseñado para proporcionar unas determinadas prestaciones y con unas limitaciones de uso.

– Los equipos utilizados deben ser compatibles entre sí.

  • Se debe tener en cuenta la presencia de obstáculos en las proximidades, la situación del punto de anclaje, el trabajo a realizar, el comportamiento del equipo en caso de caída, etc.

 

ARNÉS ANTICAÍDAS

El arnés anticaídas es un dispositivo de prensión del cuerpo destinado a detener las caídas. El arnés anticaídas puede estar constituído por bandas, ajustadores, hebillas y otros elementos, dispuestos de forma adecuada sobre el cuerpo de una persona para sostenerla durante una caída y después de la detención de ésta.

 

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *