La importancia de las masas en el Marketing

    0
    1559

    “Al contemplaren las grandes ciudades esas inmensas aglomeraciones de seres humanos que van y vienen por sus calles y se conectan en festivales y manifestaciones políticas, se incorpora en mi, obsesionante, este pensamiento: ¿Puede hoy un hombre de veinte años formarse un proyecto de vida que tenga figura individual y que, por lo tanto, necesitaría realizarse mediante sus iniciativas independientes, mediante sus esfuerzos particulares? Al intentar el despliegue de esta imagen en su fantasía, ¿no notara, que es, sino imposible, casi improbable, porque no hay a su disposición espacio en que poder alojarla y en que poder moverse según su propio dictamen? Pronto advertirá que su proyecto tropieza con en el prójimo, como la vida del prójimo aprieta la suya. El desanimo le llevara, con la facilidad de adaptación propia de su edad, a renunciar no solo a todo acto, sino hasta a todo deseo personal, y buscara la solución opuesta: imaginara para sí una vida estándar, compuesta de desiderata común a todos, y vera que para lograrla tiene que solicitarla o exigirla en colectividad con los demás. De aquí la acción en masa”. Ortega y Gasset (La rebelión de las masas)

     

    ¿A que nos referimos con las Masas?

    La definición de masa es cuando hay muchas personas que están en un lugar al mismo tiempo.

    La acción en masa es cuando muchas personas hacen o actúan de la misma manera, por ejemplo si un joven quiere seguir una carrera de arte, seguramente sus padres quieran que siga una carrera común y la que sigan todos por ejemplo (Seguridad e higiene)  y así  también se lo va a imponer la sociedad.

    ¿Cómo influye esto en el marketing?

    Primeramente vamos a comentar brevemente que es el marketing, es la disciplina encargada de estudiar y analizar el comportamiento de los consumidores y los mercados. Analiza la gestión de las empresas con el objetivo de captar, retener y fidelizar clientes a través de la satisfacción de sus deseos y necesidades.

    Bien, el marketing como dijimos anteriormente busca impactar a los futuros clientes con un producto innovador o un producto o servicio ya en el mercado pero mejorado. Analizando a que clase de clientes que se va a dirigir (niños, jóvenes, adultos), las clases sociales y sobre todo cuanta influencia tiene en su entorno.

    Luego de tener en claro y haber seleccionado al consumidor potencial debe investigar sus intereses comunes para así lograr satisfacer sus necesidades y deseos. Ya que el producto o servicio debe impactar de tal manera en esta selección de clientes potenciales para lograr que se expanda y convertirse en líder en el mercado.

    Hoy en día las modas y tendencias influyen tanto negativa como positivamente en las personas de todas las clases sociales. Como decía Ortega y Gasset “El desanimo le llevara, con la facilidad de adaptación propia de su edad, a renunciar no solo a todo acto, sino hasta a todo deseo personal”.

    Renunciamos a nuestros propios sueños, carreras, pensamientos, decisiones personales, preferencias individuales por hacer, pensar e identificarnos como los demás. Por ejemplo si un joven  tiene preferencia por un estilo musical (jazz) pero su grupo de amigos escuchan rock nacional, automáticamente va a comenzar a escuchar esta clase de música por el simple hecho de que sus amigos lo escuchan y no por gusto o decisión propia.

    El marketing apunta a siempre a la masividad, hablando de cantidad y calidad de clientes.

    Si bien se dice que en esta disciplina no importa la cantidad de clientes sino la calidad. Pero la acción en masa es prioridad. Si bien obviamente vamos a centrarnos en los clientes fieles también debemos buscar estrategias para captar más clientes y distintos grupos de personas para que la masa sea posible eso se conoce como Marketing masivo.