23 abril, 2024

Industria Petrolera

Esta industria se encarga desde la exploración, extracción, refino, transporte y mercadotecnia del petróleo, materia prima que se utiliza para la producción de combustibles, pesticidas, plásticos entre otros.

Los procesos que se emplean para la extracción de petróleo dependen en gran medida de factores como la ubicación del yacimiento o las características que presenta el mismo. Una vez que se ha detectado una zona con la presencia de petróleo se procede a hacer una perforación de cierta profundidad para llegar hasta él, en algunos casos estas alcanzan los 6000 metros.

En este artículo detallaremos como afecta esta industria al medio ambiente y a los trabajadores:

Contaminación Ambiental

La contaminación por petróleo se produce por su liberación accidental o intencionada en el  ambiente, provocando efectos adversos sobre el hombre o sobre el medio, directa o indirectamente.

Involucra todas las operaciones relacionadas con la explotación y transporte de hidrocarburos, que conducen inevitablemente al deterioro gradual del ambiente. Afecta en forma directa al suelo, agua, aire, a la fauna y la flora.

Recomendación: Implementar programas que permitan la sustitución paulatina y controlada de las técnicas perjudiciales utilizadas en la industria petrolera por nuevas técnicas que no degraden el ambiente.

Peligros y riesgos del puesto de trabajo:

Explosión: Accidentes producidos por un aumento brusco de volumen de una sustancia o por reacciones químicas violentas en un determinado medio. Incluye la rotura de recipientes a presión, la deflagración de nubes de productos inflamables, etc.

Incendio: Accidentes producidos por efectos del fuego o sus consecuencias.

Inhalación, contacto cutáneo o ingestión de sustancias nocivas: Contempla los accidentes debidos a estar en una atmósfera tóxica, o tener contacto cutáneo o a la ingesta de productos nocivos. Se incluyen las asfixias y ahogos.

Contacto térmico: accidentes debidos a las temperaturas que tienen los objetos que entran en contacto con cualquier parte del cuerpo (se incluyen líquidos y sólidos).

Caídas de objetos por desplome: incluye el desplome de muros, andamios, escaleras, mercancías apiladas, así como los hundimientos de masas de tierra, rocas, aludes, etc.

Caídas de personas al mismo nivel: incluye caídas en lugares de paso o superficies de trabajo que ocurren al mismo nivel, es decir desde la superficie donde se produce la caída hasta la superficie donde cae la persona no existe diferencia de altura.

Sobreesfuerzos: los originados por la manipulación de cargas o por movimientos mal realizados.

Agentes Psicosociales: presión, estrés, fatiga, rutina, vida en campamentos o lugares aislados.

Agentes físicos: están constituidos por las diversas formas en que se manifiesta la energía, tal como el ruido, las vibraciones, carga térmica, iluminación, etc. Considera la condición de trabajo como situación presente y habitual en el entorno laboral y no a la posibilidad de accidente por algún agente físico.

Agentes químicos: están constituidos por materia inerte (no viva) que puede estar presente en el aire bajo diferentes formas: polvo, gas, vapor, niebla, etc. Considera la condición de trabajo como situación presente y habitual en el entorno laboral.

Agentes biológicos: están constituidos por seres vivos microscópicos, tal como virus, bacterias, hongos o parásitos, etc.

Enfermedades y accidentes derivados de la actividad:

Los principales riesgos profesionales relacionados con las operaciones de prospección y producción, son las enfermedades por exposición a elementos geográficos y climáticos, el estrés producido por los tiempos de trabajo, ambiente, espacio y las lesiones personales.

El aislamiento físico de los lugares de prospección y su lejanía de los campamentos base, y los largos períodos de trabajo necesarios en las  plataformas de perforación marinas y en lugares remotos en tierra, pueden acarrear problemas psicológicos.

Los trabajadores que se dedican a la perforación han experimentado periartritis del hombro y omoplato, epicondilitis humeral, artrosis en la columna cervical y polineuritis de las extremidades superiores.

En las operaciones de perforación también existe la posibilidad de padecer enfermedades por exposición al ruido y las vibraciones. La gravedad y frecuencia de estas enfermedades son  proporcionales al tiempo de servicio y exposición a las condiciones de trabajo adversas.

Mientras se realizan actividades de perforación y producción pueden sufrirse lesiones por muchas causas, como resbalones y caídas, manipulación de tubos, elevación de tuberías y equipos, uso inadecuado de herramientas y manipulación incorrecta de explosivos.

Se pueden producir quemaduras por vapor, fuego, ácido o lodo que contenga sustancias químicas, como el hidróxido sódico. La exposición al petróleo crudo y a productos químicos puede provocar dermatitis y lesiones de la piel.

Existe la posibilidad de exposición aguda y crónica a una gran variedad de materiales y sustancias químicas insalubres presentes en las actividades de perforación y producción para la obtención de petróleo y gas natural, que al cabo de un tiempo pueden llegar en los trabajadores  algún tipo de cáncer.

Pautas a implementar: períodos adecuados de descanso y relajación, alimentación nutritiva e higiene, alojamientos apropiados, con aire acondicionado en climas húmedos y calurosos, y calefacción en zonas de clima frío, son aspectos esenciales.

Protección personal: el personal que realice actividades de exploración y producción deberá tener y  utilizar el equipo de protección personal apropiado, como por ejemplo:

  • Cascos de seguridad
  • Guantes de seguridad (antideslizantes, resistentes al petróleo, ignífugos o térmicos cuando sea necesario).
  • Calzado de seguridad (botas de seguridad protegidas contra la intemperie, botas de seguridad impermeables al petróleo con puntera de acero y suela antideslizante).
  • Protección ocular y facial (gafas de seguridad, gafas de montura ajustada y pantalla facial para manipulación de ácidos).
  • Protección Auditiva (protectores auditivos de copa, acoplados a los cascos de seguridad)
  • Indumentaria de protección (ropa climatizada y protegida contra la intemperie, capas de lluvia)
  • Cuando se requiera, equipo anti fuego, ropa ignífuga y delantales o trajes resistentes a los ácidos.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *