21 febrero, 2024

ENFERMEDAD PROFESIONAL

Tras la oficialización de su incorporación al listado de enfermedades vinculadas con el trabajo. La medida tardó más de un año en ser consignada en un decreto en el Boletín Oficial se incorpora al listado de enfermedades profesionales

AUMENTO DE LA PRESION VENOSA EN MIEMBROS INFERIORES
(Enfermedades incorporadas por art. 1° del Decreto N° 49/2014 B.O. 20/1/2014)

Las várices relacionadas con condiciones de trabajo, son las que se encuentran en ambos miembros inferiores. Es decir, bilaterales y en relación directa con la permanencia prolongada de pie estática o con movilidad reducida. Se define de origen profesional luego de 3 años de exposición continua o discontinua, con 2 hs de pie mínimo seguidas por día.

Cuando la tarea se realiza con cargas o en ambientes calurosos, serán evaluados como casos especiales

Se les dice várices primarias porque su origen está generada por  una  condición de trabajo, las várices secundarias no tienen relación con el trabajo, porque son secundarias a otras patologías no laborales.

Se tomara en cuentas las siguientes funciones para determinarla:

Bipedestación estática: Bipedestación con deambulación nula por lo menos durante 2 horas seguidas durante la jornada laboral.

Bipedestación con deambulación restringida: El trabajador deambula menos de 100 metros por hora durante por lo menos 3 horas seguidas durante la jornada laboral.

Bipedestación con portación de cargas: Tareas en cuyo desarrollo habitual se requiera bipedestación prolongada con carga física, dinámica o estática, con aumento de la presión intraabdominal al levantar, trasladar, mover o empujar objetos pesados.

Bipedestación con exposición a carga térmica: Todos los trabajos efectuados con bipedestación prolongada en ambientes donde la temperatura y la humedad del aire sobrepasan los límites legalmente admisibles y que demandan actividad física. En tales casos se revisará la exigencia de tiempo mínimo de exposición tomando en cuenta la influencia derivada de las circunstancias concretas de carga térmica.
VARICES

¿QUE SON LAS VARICES? son dilataciones venosas que pueden estar presentes en varias partes del cuerpo

Las varices son venas con forma nudos a menudo grandes y alargadas. Se reconocen bien porque suelen verse superficialmente debajo de la piel si se forman muchas, los médicos hablan de enfermedad de varices o varicosas.

En caso de varices, la sangre fluye más lentamente de lo que lo haría en venas sanas, de manera que termina provocando una congestión en las mismas. Las venas son vasos sanguíneos que transportan sangre desde los órganos y tejidos de vuelta al corazón. Se pueden diferenciar los siguientes tipos de venas:

  • Venas superficiales: son las que están directamente debajo de la piel.
  • Venas profundas: están en la musculatura.
  • Venas conectoras: enlazan las venas superficiales con las profundas; en ellas la sangre fluye desde las primeras hasta las segundas.

 

 

CAUSAS DE VARICES

Las válvulas de las venas se dañan, no pueden funcionar adecuadamente, lo que da lugar a un reflujo de sangre con aumento de la presión dentro de las várices, que fluye en sentido contrario.
Esto provoca la congestión de las piernas.

Las piernas se tornan hinchadas, pesadas y si no reciben un correcto tratamiento evolucionará hacia las manchas y la úlcera varicosa.

 

FACTORES DE RIESGO DE VARICES

La posición de pie: esta postura aumenta la presión de la columna venosa y dificulta el ascenso de la sangre al corazón.

La obesidad: se ha comprobado que las personas obesas tienen el doble de posibilidades de tener varices que las de peso normal.

El sobrepeso incrementa la incidencia al aumentar la cantidad de sangre que llega a las piernas y que debe ser evacuada por las venas.

La falta de ejercicio: la falta de actividad de los músculos de las piernas hace que estos no colaboren para empujar la sangre hacia el corazón.

Tipo de trabajo: los trabajos en los que se tenga que permanecer mucho tiempo de pie hacen que la sobrecarga sea mayor.

 

SINTOMAS

  • Pesadez de piernas.
  • Aparición de varices con venas visibles.
  • Edema.
  • Hinchazón.
  • Aparición de dolor.
  • Calambres.
  • Sensación de entumecimiento.
  • En fases más más avanzadas de la enfermedad pueden aparecer úlceras venosas, dermatitis ocre (oscurecimiento de la piel), o el sangrado en varices complicadas.

 TIPOS DE VARICES

  • Varices superficiales: Es el tipo más frecuente. Conocidas como arañas vasculares son varices de pequeño tamaño, muy visibles. Estos no tiene preocupación patológica y suelen ser un problema estético.
  • Varices tronculares: Pueden presentar diferentes grados de dilatación que pueden ser más o menos visibles.

 

TRATAMIENTO El tratamiento farmacológico de las varices se trata de aliviar los síntomas y evitar que el trastorno vaya a más. Se administran por vía oral.

Mediante cirugía: El paciente puede tener un tratamiento quirúrgico o recibir la aplicación de calor. Ese calor puede aplicarse mediante la utilización de un catéter con un láser o de un catéter con radiofrecuencia.
Con sustancias químicas: A través de una micro espuma que tiene una sustancia esclerosante

 

PREVENCION  Para poder prevenirlas se debe actuar contra las tres causas principales de las trombosis. Estimular el retorno sanguíneo venoso, prevenir las lesiones de la pared venosa y reducir la coagulación sanguínea.

Aplicar duchas de agua fría en las piernas, haciendo que el chorro impacte en círculos ascendentes.
Evitar permanecer de pie durante mucho tiempo, (especialmente en el caso de personas con antecedentes familiares del mismo tipo).

Utilizar geles de efecto frío mediante masajes suaves en sentido ascendente.
Elevar las piernas por encima de la altura del corazón, tras largos periodos sentados o de pie, y al dormir.

No usar ropa demasiado ceñida.
Utilizar zapatos cómodos, evitando tacones altos y del calzado plano.
Hidratar la piel a diario.
Utilizar protección solar todo el año, ya que ayuda a reducir la extravasación sanguínea.