23 mayo, 2024

 

Por la naturaleza de esta actividad, la soldadura produce humos contaminantes, incluso emite radiaciones. Funciona haciendo uso de la electricidad, involucrando riesgo de electrocución, pudiendo provocar quemaduras, descargas eléctricas, explosiones e incluso incendios. Los riesgos pueden variar según la soldadura aplicada, tales como: a la llama (por gas), arco eléctrico, por resistencia electica, u otras fuentes de calor.

Equipos de protección personal:

  • Ropa de trabajo:

Será de tejido ligero y flexible. Que permita una fácil limpieza y desinfección y adecuada a las condiciones de temperatura y humedad del puesto de trabajo.

Se recomienda utilizar Delantal aluminizado para soldador: Resistente a las llamas y estable al calor. Es impermeable, durable, liviano, y flexible. Diseñado y confeccionado según normas de NFPA.

  • Protección ocular y facial:

El equipo de protección ocular tiene como función principal, proteger el órgano visual contra impactos peligrosos y/o partículas en el aire, así como polvo y chispas. La máscara facial debe ser de buen tamaño, debe proteger muy bien ante resplandor, de impactos frontales y a la vez ser confortable para su uso.

Es importante tener en claro que los procesos de soldadura son muy agresivos y siempre hay emisión de radiación nociva. Por tal razón, la exposición del trabajador sin protección no constituye un riesgo potencial sino un daño seguro a su salud. Observar la clasificación de los filtros.

  • Protección de los oídos:

Cuando el nivel de ruidos en un puesto o área de trabajo sobrepase los 85 dB, será obligatorio el uso de elementos de protección auditiva. La eficacia del protector auditivo depende de:

*El nivel de atenuación del elemento provisto.

*El tiempo de utilización continua del mismo.

*Entrenamiento en la correcta colocación y uso del protector.

*Concientización en el uso permanente de los equipos entregados.

*Procedimientos adecuados de mantenimiento, limpieza y recambio de los equipos.

  • Protección de las extremidades superiores:

La protección de manos, antebrazos y brazos se hará por medio de guantes, mangas y manguitos seleccionados para prevenir los riesgos existentes y para evitar la dificultad de movimientos al trabajador.

Guante soldador: Con protección del antebrazo para trabajos en lugares estrechos, con doble protección (temperatura – resistencia a la rotura).

  • Protección del aparato respiratorio:

Los riesgos a prevenir del aparato respiratorio serán los originados por:

-Polvos, humos y nieblas.

-Vapores metálicos u orgánicos.

-Gases tóxicos industriales.

-Oxido de carbono.

 

Para evitar accidentes, tanto instantáneos como producidos por el uso continuado de la soldadura, se debe hacer un análisis de riesgo y planificar las medidas de seguridad y prevención, antes que se planifiquen y lleven a cabo las actividades de soldadura necesarias en la producción:

– Desde el punto de vista técnico:

Definición de las características y medidas de seguridad, tanto de uso como de mantenimiento, de máquinas, herramientas y materiales a usar.

Definición y provisión de los materiales de seguridad y protección necesarios según la actividad y los riesgos reconocidos.

– Desde el punto de vista de organización:

Definición de responsabilidades, incluyendo designación de responsable/s

Elaboración y mantenimiento de un Plan de Seguridad, con instrucciones concretas en cada puesto en el que se han reconocido riesgos.

Entrenamiento de los operarios que comprendan los riesgos asociados a su trabajo y/o de compañeros que produzcan riesgos que les puedan afectar, y de las medidas adoptadas y su uso para protección contra dichos riesgos.

Delimitación y señalización de los riesgos asociados en cada área de trabajo.

En cuanto al reglamento, es mejor ser inflexible en cuanto al uso de los equipos, todo el mundo debe usarlos, y se debe hacer énfasis en que así sea de modo que no se pierda el respeto por las reglas establecidas para que no ocurran accidentes en el futuro. Esto lo logramos con la educación del trabajador ya que él al entender el porqué del asunto estará pendiente de utilizarlos y que sus compañeros también.

 

Marco Legal:

  • Ley (Decreto Ley) 19.587/1972 de Higiene y Seguridad en el Trabajo (B.O. 28/04/1972)
  • Ley 24.557 de Riesgos del Trabajo. (B.O. 13/09/1995)
  • Decreto 351/1979: Reglamentación de la Ley 19.587 de Higiene y Seguridad en el Trabajo
  • 896/1999: Requisitos esenciales que deberán cumplir los equipos, medios y elementos de protección personal comercializados en el país.
  • 299/2011 SRT: Adóptense las reglamentaciones que procuren la provisión de elementos de protección personal confiables a los trabajadores

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *