Inicio PRODUCTOS QUÍMICOS
Array

PRODUCTOS QUÍMICOS

 

Los productos químicos forman parte de la vida cotidiana. En el mundo hay de 5 a 7 millones de distintos productos conocidos. Al año se producen al menos 400 millones de toneladas de productos químicos en el mundo, entre ellos, productos químicos para la agricultura, alimentos, medicinas, combustibles para la energía, productos químicos de consumo, etc.

La aterradora realidad es que no se sabe nada o se sabe muy poco acerca de las posibles consecuencias inmediatas o a largo plazo de la inmensa mayoría de los productos químicos que se utilizan y se están concibiendo en la salud de los trabajadores que los producen o los utilizan en el lugar de trabajo y que, a pesar de ello, se les sigue pidiendo que trabajen con sustancias potencialmente tóxicas (venenosas o dañinas para el trabajador).

Hoy día, casi todos los trabajadores están expuestos a algún tipo de riesgo químico porque se utilizan productos químicos en casi todas las ramas de la industria, desde la minería al trabajo en oficinas, pasando por la soldadura, la mecánica y las fábricas, etc. De hecho, los riesgos químicos son el riesgo más grave para la salud de los trabajadores hoy día. La primera línea de defensa contra los productos químicos es conocer lo más posible las sustancias con las que se trabaja y evitar exponerse a ellas, por muy “seguras” que se piense que sean o por muy “seguras” que le hayan dicho a uno que son.

Vías de penetración y consecuencias en la salud

Los productos químicos pueden penetrar en el organismo (vías de penetración) por:

  • inhalación a través de los pulmones;
  • absorción a través de la piel;
  • ingestión a través de la boca.

Hay distintos factores que determinan el tipo de efecto tóxico que puede provocar un producto químico:

  • la composición química de la sustancia peligrosa (algunas sustancias son más peligrosas que otras, por su estructura química);
  • la forma material del producto químico (polvo, vapor, líquido, etc.);
  • la vía de penetración del producto químico en el organismo (los productos químicos tienen distintas vías de penetración. Algunos pueden entrar en el organismo por más de una vía. Según la vía de penetración, se producen distintos efectos en la salud);
  • los tejidos y órganos concretos en los que el producto químico se acumula o localiza;
  • la frecuencia, la concentración y la duración de la exposición; y
  • la reacción de cada trabajador al producto químico, que puede variar mucho de una persona a otra.

Tipos de productos químicos que se encuentran en el lugar de trabajo

La forma material de un producto químico puede influir en cómo penetra en el organismo y, en alguna medida, en el daño que provoca. Las principales formas materiales de los productos químicos son sólidos, polvos, líquidos, vapores y gases.

  1. Sólidos
  • Los sólidos son las formas de los productos químicos que es menos probable que ocasionen envenenamiento químico, aunque algunos sólidos químicos pueden provocar envenenamiento si tocan la piel o pasan a los alimentos cuando se ingieren. Es importante la higiene personal para no ingerir sólidos químicos.
  • El mayor peligro de los sólidos es que algunos procedimientos de trabajo pueden hacer que se transformen en una forma más peligrosa. Así, por ejemplo, la madera que se asierra puede convertirse en polvo de madera que se inhala. Las varillas para soldadura pueden descomponerse en humos y gases. La espuma de poliuretano es una sustancia segura en su forma sólida normal, pero si arde desprende gases mortales.
  • Los productos químicos en forma sólida puede desprender vapores tóxicos que se pueden inhalar, y los sólidos pueden ser inflamables y explosivos, además de corrosivos para la piel.
  1. Polvos
  • Los polvos son pequeñas partículas de sólidos.
  • Se puede estar expuesto en el lugar de trabajo a polvo procedente de sustancias que normalmente existen en forma de polvo (por ejemplo, sacas de cemento) o de procedimientos de trabajo que desprenden polvo (por ejemplo, la manipulación de fibra de vidrio puede producir polvo tóxico).
  • El principal peligro de los polvos peligrosos es que se pueden respirar (inhalarlos) y penetrar en los pulmones. Cuando se respiran, las partículas de polvo mayores quedan atrapadas normalmente por los pelos y el mucus y luego el organismo las elimina. Ahora bien, las partículas más pequeñas son más peligrosas porque pueden penetrar profundamente en los pulmones y tener efectos dañinos, o bien ser absorbidas en la corriente sanguínea y pasar a partes del organismo donde pueden ocasionar daños. También pueden lesionar los ojos.
  1. Líquidos
  • Muchas sustancias peligrosas, por ejemplo los ácidos y los solventes, son líquidos cuando están a temperatura normal.
  • Muchos productos químicos líquidos desprenden vapores que se pueden inhalar y ser sumamente tóxicos, según la sustancia de que se trate.
  • La piel puede absorber las sustancias químicas líquidas. Algunos productos químicos líquidos pueden dañar inmediatamente la piel (además, pueden ser o no absorbidos en la corriente sanguínea). Otros líquidos pasan directamente a través de la piel a la corriente sanguínea, por la que pueden trasladarse a distintas partes del organismo y tener efectos dañinos.
  1. Vapores
  • Los vapores son gotitas de líquido suspendidas en el aire.
  • Muchas sustancias químicas líquidas se evaporan a temperatura ambiente, lo que significa que forman un vapor y permanencen en el aire.
  • Los vapores de algunos productos químicos pueden irritar los ojos y la piel.
  • La inhalación de determinados vapores químicos tóxicos puede tener distintas consecuencias graves en la salud.
  1. Gases
  • Algunas sustancias químicas están en forma de gas cuando se hallan a temperatura normal. Otras, en forma líquida o sólida, se convierten en gases cuando se calientan.
  • Es fácil detectar algunos gases por su color o por su olor, pero hay otros gases que no se pueden ver ni oler en absoluto y que sólo se pueden detectar con un equipo especial.
  • Los gases se pueden inhalar.
  • Algunos gases producen inmediatamente efectos irritantes. Los efectos en la salud de otros gases pueden advertirse únicamente cuando la salud ya está gravemente dañada.

Reservá tus vacaciones

Fotografía