Inicio Los riesgos de la minería
Array

Los riesgos de la minería

                  Los Riesgos de la minería
La minería en la historia
La minería es una de las actividades más antiguas del hombre. Nace casi junto con la edad de piedra hace 2,5 millones de año o más y desde ese entonces ha sido la mayor fuente de materiales para la fabricación de herramientas, puede decirse incluso que la minería surge cuando los predecesores del hombre empezaron a recolectar distintos tipos de rocas para tallarlas y fabricar herramientas. En un principio la minería fue una actividad muy sencilla que consistía en desenterrar el sílex, pero a medida que estos yacimientos se acababan en la superficie, las excavaciones empezaron a ser cada vez mas profundas comenzando así con la minería subterránea.
Todos los materiales empleados por la sociedad moderna han sido obtenidos mediante minería o necesitan al menos de estos productos para su fabricación, es por eso que la minería es la industria más importante y necesaria de al humanidad. Los tipos básicos de minería son: minas de superficies, explotaciones a cielo abierto u otras excavaciones abiertas, minas subterráneas, recuperación de minerales y minería submarina.
La característica más importante de la minería es que siempre implica una extracción física de la corteza terrestre, la que en la mayoría de los casos se produce en grandes cantidades y que recupera pequeños volúmenes del producto deseado, lo que provoca un gran impacto en el medio ambiente, especialmente en el sector de la mina y es por eso que la minería está catalogada como una de las causas más importantes de la degradación medioambiental.
En el mundo
Muchas de las materias primas esenciales utilizadas por la sociedad proviene de minerales y metales. La industria minera desempeña un papel protagónico en la transformación productiva de los recursos naturales de todo el mundo, generando oportunidades de empleo, creando un nuevo potencial en la industria manufacturera y de servicios. Sin embargo, el trabajo no debiera constituir un riesgo para la salud ni para el ambiente.
Los gobiernos deben dictar normas regulatorias adecuadas en materia de higiene y seguridad en el trabajo y asegurar el seguimiento de las mismas por inspectores rigurosamente entrenados y el sector minero debe asumir la responsabilidad de asegurar un lugar de trabajo seguro así como de brindar capacitación práctica a todos los trabajadores en todos los lugares de trabajo.
Riesgos
La exacta naturaleza de los riesgos mineros depende de si la mina es de explotación a cielo abierto o subterránea, y de si se trata de una mina grande o de pequeña escala. Sin embargo, en general los riesgos a que se ven expuestos los trabajadores de las minas pueden resumirse en los siguientes términos:
• Riesgos ambientales: dificultades subterráneas ocasionadas por la oscuridad, calor, humedad, calambres, radiaciones, exposición a gases tales como metano, y presión atmosférica.
• Riesgos específicos del trabajo: explosivos; trabajo físico; ruido; vibraciones; polvo.
• Envenenamiento debido a: vapores provenientes de explosivos; motores diesel; resinas; cintas transportadoras de PV; adhesivos y líquidos no inflamables con base de bifenilos policlorados; ésteres fosfatos y glicoles.
• Riesgos Biológicos en minas con puntales de madera o aquellas donde se utilizan animales de tiro. En ciertos casos, los lugares de trabajo pueden estar plagados de ratas.
• Si bien los accidentes físicos ocasionados por explosivos y fallas en chimeneas son graves, según la Organización Internacional del Trabajo y la Organización Mundial de la Salud, el polvo es el elemento que en el presente más afecta la salud del trabajador en todo el mundo.

Conclusión
Si bien no es factible erradicar todos los peligros posibles, sí lo es controlar las causas de la mayoría de los riesgos mediante una acción que combine los siguientes elementos:
• Adopción e implementación de normas regulatorias nacionales e internacionales.
• Utilización de inspectores de seguridad y de comisiones de seguridad e higiene en el ámbito laboral.
• Formación y capacitación, conjuntamente con otras soluciones regionales, nacionales y específicas propias del emprendimiento para mitigar los problemas que se presentan.
• Es dable esperar que a través de una mayor colaboración y cooperación regional e internacional pueda incrementarse las capacidades nacionales en las áreas de higiene y seguridad en el trabajo minero y con metales.
• Los trabajadores de las minas son, entre otros, los que han pagado en el pasado, y continúan pagando en el presente un alto precio en términos de salud y seguridad laboral.
• Aunque no puede negarse que también se han verificado progresos notables en materia de higiene y seguridad en las minas, todavía queda mucho por hacer.

Artículo anteriorEl Plomo
Artículo siguienteImplementacion de las DJAI a las Importaciones

Reservá tus vacaciones

Fotografía