Inicio Incendios en Cocinas
Array

Incendios en Cocinas

Si bien los potenciales daños que se pueden causar en una cocina, tanto industrial como hogareña son muchos,  por ejemplo, riesgos de contactos eléctricos, riesgos de sobreesfuerzos, riesgo de contacto con sustancias peligrosas, riesgo de caídas, resbalones y tropiezos, riesgo de corte o atrapa miento de manos, riesgos de quemaduras y riesgos de incendio. En este caso hablaremos puntualmente de los riesgos de incendio en las cocinas.

 

Pude identificar que gran cantidad de incendios son producidos por negligencias en las cocinas. Aproximadamente el 70% de los incendios de hogar, son iniciados en alguna parte de la cocina,  este número es menor, pero de gran cantidad en los restaurantes. Hacer un poco de hincapié en este tema, podrá evitar muchos dolores de cabeza a futuro, dado que un incendio en la cocina de un restaurante, seria cerrar por un tiempo y perder toda fuente de ingreso.

 

Hoy en día muchas industrias cuentan con comedores para el personal, en los cuales muchas de ellas tienen cocina propia. Dado que estas empresas cuentan con un mantenimiento, en general por las exigencias realizadas por el servicio de seguridad e higiene,  hoy en día la siniestralidad es mucho menor al resto de las cocinas. También muchas empresas realizar la tercerización de la cocina, por lo cual la empresa terciarizada, deberá realizar muchos controles para poder cumplir con las exigencias de su cliente

 

Se deberán tener en cuenta cuales son los riesgos o potenciales riesgos de incendio dentro de una cocina, para así poder prevenirlos.

Los incendios más comunes pueden ser, incendios eléctricos, de materiales sólidos (tela papel etc) e incendios de aceite

 

Muchas veces una pequeña solución puede ser lo más simple para realizar la prevención, algo tan simple como tener un extintor en nuestros hogares o industria, podrían reducir significativamente los riesgos. Muchas veces cuando uno consulta quien tiene un extintor en su hogar, hacen referencia a que tienen uno en el auto, y que en caso de necesitarlo podrían buscarlo, este es un grave error, teniendo en cuenta que un fuego puede desarrollarse hasta un plano de no poder ser controlado por un extintor en pocos minutos, dependiendo del combustible que tenga el fuego a su alrededor

 

Prevención y consejos para evitar accidentes e incendios

 

La mejor forma de evitar es realizando una correcta prevención, la mayoría de estos consejos son básicos, pero muchas veces las olvidamos por costumbre o rutina.

 

  • En caso de tener niños, tener extremo cuidado, ya que son causantes de gran cantidad de siniestros
  • Cuando se cocine se deberá vigilar lo que se está cocinando, 4 de cada 10 incendios ocurren por dejar la comida desatendida en el fuego
  • Tener cuidado con las corriente de aire, ya que si son en exceso pueden apagar el fuego de un mechero sin que nos demos cuenta y provocar la acumulación de gas.
  • Especial cuidado debemos tener con las campanas extractoras, se deberán tener limpias en forma constante, ya que la acumulación de grasa es un combustible para el fuego.
  • Tener siempre a mano un extintor o un manta apaga llamas
  • Se debe evitar cocinar si ha bebido alcohol o si tomo medicamentos que produzcan somnolencia
  • Procurar tener los mecheros de las cocinas limpios y sin grasa
  • No sobre cargar los enchufes ni las instalación eléctrica
  • En caso de sentir olor a gas, NUNCA prenda la luz, solamente abra las ventanas para ventilar el área
  • Vigilar en forma constante la llama del gas, si hace algún ruido , pequeñas chispas o tiene la punta amarilla, cierre la llave y llame a un técnico
  • Si usa fosforos verificar siempre que el mismo este apagado antes de descartarlos
  • En caso que use garrafas, al realizar el cambio de las mismas, verificar que el ambiente este ventilado y no que nadie este fumando
  • Si hay niños en la casa, al terminar de cocinar cerrar las llaves de paso del gas, para evitar que los niños abran el gas sin que nosotros podamos advertirlo
  • Extinguir fuego de aceite
  1. Tu seguridad primero, la tuya y la de tu familia, por lo cual lo primero es evaluar el tamaño del incendio, si el mismo es mínimo y está contenido en la olla, es seguro que puedas apagarlo, si el mismo ya comenzó a entrar en contacto con algún otro elemento, no intentes apagarlo, retírate, evacua y llama a los bomberos
  2. Cierra el gas, esto deberá ser lo primer que se deberá realizar, de esta forma evitamos que el fuego siga ganando temperatura.
  3. Tapar la olla, antes de realizar esto, trata de usar guantes que en caso de alguna salpicadura de aceite entre en contacto con tu piel, y evita usar ropa holgada. Para tapar la olla podremos usar alguna tapa que cubra toda la superficie pero que no deberá ser de vidrio, o podremos agarrar un repasador o toalla y mojarlo completamente para luego retirarle toda el agua escurriéndolo (evitando que gotee) y usarlo como tapa, de esta forma el incendio consumirá todo el oxigeno y se apagara
  4. Otra opción es usar un extintor de clase K, que son diseñados exclusivamente para el incendio de aceites
  5. Espera a que se enfrié la olla y se extinga el fuego antes de tocarla, si no te crees capaz de poder hacerlo, no dudes y llama a los bomberos, el tiempo es fundamental para evitar la expansión

 

Otras cosas que no debemos hacer:

  • No golpear al incendio con una toalla, un delantal ni ninguna otra prenda, esto solo hace que el incendio se oxigene mas y podríamos tirar la olla esparciendo el incendio
  • No tirar ningún otro producto al incendio.

No muevas las ollas con temperatura, puede salpicar y asi dar inicio al incendio

Reservá tus vacaciones

Fotografía