Inicio El impacto del E-Commerce a nivel nacional.
Array

El impacto del E-Commerce a nivel nacional.

e-shop keyboard key. Finger

Se están viendo, en los últimos años, y acompañado de constantes avances tecnológicos, grandes cambios a la hora de adquirir productos o servicios. En la Argentina, el E-Commerce ha crecido un 61,7% en 2014, un 58% en 2015 y se mantiene esta tendencia al menos hasta este período de 2016, según datos de la Cámara de Comercio Electrónico.

En base a este crecimiento, podemos analizar el impacto que esto genera en las empresas argentinas que lo están empezando a implementar, mediante un análisis FODA, determinando cuáles son sus fortalezas, oportunidades, debilidades y amenazas de este servicio.

Para empezar, como fortaleza, podemos destacar que como en este caso hablamos de empresas multinacionales, hablamos de empresas de renombre, lo que genera una mayor confianza en los clientes a la hora de realizar estas compras a través de internet, más que nada por las dudas que generan a los clientes ingresar todos los datos de su tarjeta de crédito de manera on-line.

Vale destacar que las empresas, en su mayoría, invierten un gran capital en generar publicidades y promociones que son exclusivamente on-line para captar más clientes por este medio. En este sentido, a nivel general, la mayor inversión se encuentra en publicidades tanto de TV, radio, espacios públicos, y también dentro de varios sitios web. En cuanto a las promociones, se pueden ver compras en cuotas sin interés, descuentos en productos determinados, etc., siempre dependiendo del rubro del que estemos hablando. En este sentido, 7 de cada 10 empresas ofrecieron cuotas durante el último año, predominando las promociones en 12 pagos sin interés.

Por supuesto que las empresas que cuentan con E-Commerce tienen una herramienta extra para generar ganancias en comparación con otras empresas del mismo rubro que no brindan este tipo de servicio, ya que se pueden captar nuevos clientes que deseen comprar por la web.

No podemos dejar de lado que el gasto realizado por una empresa para este tipo de ventas es mucho menos a poner un local a la calle, ya que por supuesto evita pagar determinados impuestos, suprime parte también de gasto en suministros, y por sobre todo, gastos en sueldos de empleados.

Las debilidades, al menos hasta este momento, están relacionadas con la logística. Actualmente, los pedidos demoran no menos de cuatro días en ser entregados, lo que genera que un porcentaje de gente que está dispuesta a comprar por este medio, termine haciéndolo personalmente en el mismo local para llevarse el producto en el momento y no tener que esperar el tiempo mencionado.

Otro factor todavía sin solución en la Argentina, es que, por el momento, estas compras solo pueden realizarse en su gran mayoría solo con tarjetas de crédito. Si tenemos en cuenta que parte de los argentinos no cuentan con este medio de pago, sumamos otra dificultad más para quien quiera realizar alguna compra a través de internet.

Si hablamos de los factores externos que intervienen en estos casos, las oportunidades son numerosas, ya que, de lograr una buena implementación y un buen servicio, esto implicaría aumentar considerablemente las ventas de la empresa.

Sin dudas, la seguridad es un punto importante a la hora de decidirse por este tipo de compras (el 89% lo hace por este motivo). También la comodidad es otra de las principales razones por la que la gente se puede inclinar por este servicio, acompañado por evitar la pérdida de tiempo (y dinero) que genera trasladarse hasta un local para comprar el producto que se necesite, elegir el artículo, hacer colas, etc.

También podemos hablar del crecimiento del uso de internet en la población, principalmente en los celulares, gracias a los planes con Internet incluido que ofrecen las empresas de telefonía móvil. De hecho, el 36% de las compras de E-commerce se realizan mediante dispositivos móviles. El uso masivo de las redes sociales también ayuda a darle empuje a estas ventas, siendo esta una importante vía para publicitar sus marcas.

Dentro del mismo contexto tecnológico, especial importancia le damos al Cybermonday, evento que se realiza en la Argentina generalmente dos o tres veces al año, que generan un fuerte empuje en las ventas realizadas por este medio, y que potencian considerablemente los números arriba mencionados.

Ahora, no todo es positivo en la implementación de la venta E-commerce, ya que se corren ciertos riesgos que podemos determinar cómo amenazas, dentro de los mismos factores externos.

La primera, y la más concreta, es que no se obtengan los resultados esperados, y no haber recuperado al menos la inversión realizada para llevar adelante este proyecto.

Por otro lado, al ser una alternativa a las compras convencionales, y estar todavía en expansión, es importante estar atento a los movimientos que realiza la competencia en cuanto a este medio. Con esto hablamos de seguir de cerca la variedad de productos que ofrecen el resto de las empresas, las publicidades que generan, las promociones, etc., para no quedar atrás y perder terreno en este aspecto.

Otro punto negativo que podemos remarcar el E-commerce es que, al ser una compra exclusivamente por Internet, se pierde lo que es la atención personalizada en los locales físicos, lo que puede generar un inconveniente extra , ya que ciertos clientes no tienen del todo claro el producto que quieren adquirir, o simplemente quieren verificar su funcionamiento, comparar a la vista con otros productos, diferenciarlos, su calidad, entre otros.

Teniendo en cuenta este análisis, sumado a la alta satisfacción manifestada por los compradores (un 97%), esto es, sin duda, un gran avance para las empresas a la hora de comercializar sus productos y servicios. Estamos, de esta manera, ante una nueva forma de vender que cada vez va ganando más terreno, y que en un futuro no muy lejano, seguramente predominará por sobre las ventas convencionales.

Datos extraídos de: Infobae.com, Ambito.com, Periodismo.com

Reservá tus vacaciones

Fotografía