19 abril, 2024

Historia del Derecho Comercial

 

La historia del derecho comercial no debe ser confundida con la historia del comercio pues esta última nace desde que se evidencia en el hombre la necesidad de intercambiar productos con otros semejantes, para satisfacer sus necesidades y el surgimiento del Derecho Comercial como disciplina autónoma. Durante el transcurso del trabajo de investigación realizado pudimos observar que el derecho comercial como rama del derecho privado que regula las relaciones comerciales entre particulares, se inició como un derecho profesional que se creó lentamente, por obra de usos y costumbres, para regular las relaciones entre comerciantes, por las operaciones concluidas en ferias y mercados. La intromisión en estos negocios de personas ajenas a la profesión introdujo la ficción de la calidad de comerciante de quienes intervenían en tales actos.

Cabe resaltar que de la historia del Derecho Comercial requiere que se divida en estos periodos: antigüedad, edad media, edad moderna. La antigüedad se caracterizó por el código Hammurabi. La edad media la cual se caracterizaba por ser consuetudinaria (no escrita sino basada en la costumbre), subjetiva (aplicable solo a los comerciantes) y local (solo regia en una determinada feria o mercado). Y  en la edad moderna el derecho comercial deja de ser subjetivo para volverse objetivo (aplicable a las actividades comerciales).

En conclusión el tema desarrollado consistente en la parte introductoria e histórica del Derecho Comercial nos ayudó a tener ideas generales sobre el tema y así comprender de una mejor manera los pasos que dio la Legislación Comercial Argentina para convertirse en lo que hoy en día conocemos. Por último, es vital destacar que dicho material de investigación resulta de gran importancia siendo el derecho comercial una herramienta indispensable para el ejercicio del comercio. Debido a que es progresivo: a diferencia del Derecho Civil (estático en su evolución), el derecho comercial está en constante movimiento, reformando y/o retocando leyes comerciales, con el propósito de adaptarlas a las nuevas necesidades económicas. Sería un gran error y una preocupación que el derecho comercial no progrese.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *