Inicio Logistica Logística Inversa

Logística Inversa

La logística inversa gestiona el retorno de las mercancías en la cadena de suministro, se encarga de la recuperación y reciclaje de envases, embalajes y residuos peligrosos, así como también de los procesos de retorno de excesos de inventario o devoluciones de clientes. Es una manera de retorno para unos materiales que se reutilizan, reciclan o destruyen.

Se encarga de cubrir las necesidades de devolución y retorno de materiales, bienes y mercancías a su punto de origen para su re-aprovechamiento.

Con este proceso, las empresas hacen todo el procedimiento logístico con el fin de recuperar embalajes, envases y todo tipo de residuos que son considerados peligrosos y de esta manera se asegura que el material vuelve a ser reutilizado o, en su defecto, se elimine correctamente.

Dentro de la logística inversa, se incluyen una gran cantidad de operaciones para poder llevarla a cabo, como la devolución de compras a proveedores, la ya nombrada recuperación de embalajes y envases, la gestión del inventario que se considera sobrante, la gestión de residuos e, incluso, la gestión de productos de electrónica e informática.

Existen dos modalidades de logística inversa según el fin con el que cumplan:

  • Logística de devoluciones, que es la encargada de gestionar los retornos desde el punto de distribución hasta el centro de origen del producto.
  • Logística de residuos, que incluye la recuperación, el reciclaje o el tratamiento pertinente de los desechos.

La logística inversa ofrece, además de un beneficio medio ambiental, un beneficio económico para las empresas.

Esta práctica hace que el reciclaje que realizan las empresas sea mucho mayor, algo que incide directamente sobre el medio ambiente ya que, existirán menos desechos de embalajes y envases y, por otra parte, no se producirán tantos de estos en exceso, reduciendo así la contaminación producida durante el proceso de producción.

Otras de las ventajas que se pueden encontrar en la logística inversa son el re-aprovechamiento de materiales, reducción de costos  gracias a la re-utilización de los embalajes y envases que se retornan al centro de negocios. Esta re-utilización de los materiales hace que se tenga que invertir menos en ellos e, incluso, que se puedan aligerar los tiempos de trabajo, como así también la posibilidad de la empresa de abarcar otros mercados, entre otras.

Los objetivos básicos de la logística inversa pueden resumirse en:

  • Gestión de compras.
  • Gestión de residuos.
  • Retirada de mercancía.
  • Clasificación de productos.
  • Re-utilización o destrucción.
  • Devolución.
  • Gestión de residuos.
  • Reciclaje
  • Sustitución de materiales.

Flujo de la cadena de suministro para el modelo de logística de regreso

~Cliente ==> Empresa origen ==> Reciclaje y desecho de piezas ==> Inicio de un nuevo ciclo de producción

Procesos

Cliente: consumidor del artículo en cuestión. En éste recae la responsabilidad de regresar el artículo, una vez que su tiempo de vida útil ha concluido. 

Empresa Origen: proveedor origen del producto mismo. La empresa se compromete a dar un manejo de desechos amable con el medio ambiente. Asimismo, la empresa se encarga de prestar los servicios de transporte “cliente-proveedor”, así como de ofrecer descuentos en su gama de productos para la renovación, con la finalidad de hacerlo llamativo al público 

Reciclaje y desecho de piezas: Por un lado, la empresa muestra su faceta de compromiso con el cuidado del medio ambiente al responsabilizarse del reciclaje y manejo de desechos nocivos para la naturaleza. Por otro lado, el reciclaje de piezas puede ser una gran oportunidad para optimizar inventarios. Esto se logra a través del rescate de piezas útiles que puedan ser empleadas en un proceso de re fabricación. En resultado final, la empresa generará ganancias a través de una política verde socialmente convincente.

Inicio de un nuevo ciclo de producción: las piezas reciclables son tratadas y empleados en nuevos procesos de producción (creación de otros productos).

De este modo podemos decir que la logística inversa, es una manera eficiente de optimizar los costos de las empresas y a su vez, reducir la contaminación generada por las mismas.

Para las empresas, la logística inversa será clave no solo por motivos medioambientales, sino para gestionar de forma eficiente los productos introducidos por diferentes motivos en la cadena, si se quiere recuperar el máximo de su valor y contribución.

En la mayoría de los casos las grandes empresas que trabajan con materiales desechables o re-aprovechables, seleccionan lo que si se puede volver a reutilizar, y lo que no es donado a entidades sin fines de lucro.

Reservá tus vacaciones

Fotografía