20 mayo, 2024

Según el Código Internacional para la práctica de Investigación Social y de Mercados de la Sociedad Europea de Opinión e Investigación de Mercados “La investigación de mercados, que incluye la investigación social y de opinión, consiste en la recopilación e interpretación sistemáticas de información sobre personas u organizaciones, utilizando métodos estadísticos y analíticos y técnicas de las ciencias sociales aplicadas para obtener nuevas percepciones o aportar elementos de apoyo a la toma de decisiones.”

Es decir que, se denomina investigación de mercado a la técnica de recopilación, registro y análisis de datos con respecto a un mercado. Es una herramienta que permite a las empresas obtener información para sus intereses. Cabe destacar que las investigaciones son sistemáticas y permiten tomar decisiones importantes disminuyendo el margen de error.

Esta investigación tiene objetivos administrativos, sociales y económicos:

-Administrativo, ayudar en el desarrollo de la empresa mediante una planeación, organización y control de recursos materiales y humanos, para poder cubrir las necesidades específicas en el mercado y en tiempo exacto;

-Social, porque se busca satisfacer las necesidades específicas del cliente;

-Económico, se desea determinar el grado económico del éxito o fracaso de una empresa nueva en el mercado o al introducir un producto o servicio.

Según el objetivo que se desee y de las necesidades, se puede elegir entre varios tipos de investigaciones, dependiendo de los datos que se quieran obtener, de los recursos disponibles y del mercado al que se apunte la investigación. Los distintos tipos son:

-Investigación exploratoria o cualitativa: es un proceso corto en el cual se invierte poco capital. Se analizan los datos subjetivos relacionados con el sentimiento y las cualidades del cliente. Se realiza en forma de encuesta, entrevista o test. Con este tipo se puede obtener información clave sobre los consumidores como los gustos, la situación económica, preferencias, miedos, etc. Sirve para plantear una estrategia de marketing alineada con los consumidores y disminuir riesgos;

-Investigación concluyente o cuantitativa: se realizan encuestas a un gran número de personas para poder extraer conclusiones concretas. Se obtienen datos numéricos para conseguir una estadística y así dar una solución real y puntual para tomas decisiones inteligentes. Se diferencia de la exploratoria ya que es más compleja y masiva;

-Investigación descriptiva: permite atacar problemas puntuales e identificar y cuantificar el mercado. En este tipo se permite segmentar el mercado;

-Investigación causal: Se puede conocer con profundidad las causas y las consecuencias que intervienen el mercadeo y sus relaciones;

-Investigación continua: se realiza de manera periódica en un mismo sector geográfico para detectar los cambios que se prefieren o los factores que afectan o alteran los gustos de la población;

-Investigación puntual: se realiza a un grupo social determinado, por un producto específico y en un momento concreto de tiempo. Por ejemplo, ropa femenina a mujeres entre 20 y 25 años durante el invierno;

-Investigación motivacional: es con fin comercial. Se realiza una reunión a un grupo de personas donde un psicólogo conduce dicha reunión y en la cual se habla de un tema específico;

-Investigación experimental: se realiza un experimento para un grupo de consumidores, para poder evaluar su reacción, ya sea disgusto, curiosidad, etc.

-investigación aplicada: en este caso, se trata de detectar los fallos en las estrategias utilizadas;

-investigación primaria: las empresas obtienen datos de sus competidores, como qué producto venden y a qué precio, a quienes le venden, con qué frecuencia, etc. Este tipo es de los más caros, pero es el que recopila información más seria y veraz;

-Investigación secundaria: se utiliza cuando se desea conseguir información que es pública. Por lo cual, cualquier persona tiene acceso a ella.

Realizar este tipo de encuestas tiene sus beneficios. Se puede lograr mayor y mejor información para tomas las decisiones más acertadas para fomentar el crecimiento y desarrollo de la empresa. Puede proporcionar información real y precisa que ayude a resolver futuros problemas que puedan llegar a presentarse. Además, determina el sistema de ventas más adecuado según lo que el mercado pida y así lograr una comercialización de mayor eficiencia. También, ayuda a saber cómo van variando los gustos de los clientes para satisfacer las preferencias, los hábitos de compra y el nivel de ingreso, como así también ayuda a determinar el tipo de producto que deba fabricarse o venderse según las necesidades específicas de los consumidores. Otra de las ventajas es que sirve de guía para la comunicación de los clientes actuales con los clientes potenciales y ayuda a conocer las tendencias del momento.

Si la investigación se realiza adecuadamente, se podrá obtener información invaluable que nos permita llevar una ventaja por sobre los competidores.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *