26 febrero, 2024

En su lucha por de la explotación sufrida de parte del estado español, Cataluña declaró unilateralmente su Independencia y ahora deberá afrontar las consecuencias económicas y sociales. Decenas de organizaciones empresariales dejaron el emergente país Catalán para instalarse en Madrid. Por ejemplo: La biotecnología Oryzon Genomis.

Ya en días previos a la independencia, el sector bancario había protagonizado las mayores pérdidas de la bolsa española. En  Madrid la misma cayó 2,85%, siendo su peor sesión desde el Brexit, el referéndum con el que el Reino Unido decidió salir de la Unión Europea.

Cataluña tendrá que construir un nuevo país desde cero, sin la ayuda de España ni el reconocimiento de parte de las grandes potencias mundiales. Vista desde afuera, dispone de muchos elementos emblemáticos de un Estado: una bandera, un parlamento, un líder – Carles Puigdemont – y una policía propia. En contraste, deberá desarrollar la gestión de las fronteras, las aduanas, el banco central, el establecimiento de relaciones internacionales y una oficina de control área.

 

Por: Rocío Mara