14 abril, 2024

Incendio por riesgo eléctrico

La electricidad ha pasado a ser una energía indispensable en nuestra vida cotidiana.

Sin embargo, un pequeño descuido, puede provocar graves incendios cobrando hasta víctimas fatales. En esta época del año, en que el aire se encuentra más seco, aumenta la probabilidad de que ocurra un incendio, poniendo en riesgo la vida de nuestros familiares y vecinos.

Para prevenir cualquier tipo de incendio, es necesario estar atento hasta en los más pequeños detalles. Verifique las recomendaciones del Cuerpo de Bomberos de Nagoya que indicamos a continuación:

 

Incendio provocado por eletrodomésticos utilizados por largo tiempo:

De repente el ventilador prendió fuego; estaba viendo la TV y de repente se apagó y comenzó a salir humo; el extractor prendió fuego y se quemó toda la pared de su alrededor……

¿Cuál es la causa?: los electrodomésticos, cuando son utilizados por un largo tiempo, van acumulando polvo, humedad o calor que a su vez van provocando el desgaste del aparato y el recalentamiento que finalmente termina provocando un incendio.

 

Incendio provocado por descuido:

Cuando el polvo se va acumulando en la parte del enchufe, hay riesgo de que ocurra un corto circuito.

¿Por qué ocurre? El corto circuito a través del enchufe es provocado por las repetidas chispas que provoca la presencia del polvo o humedad en dicha parte.

El exceso de uso de varios equipos que dependen de un enchufe múltiple, puede causar recalentamiento y en consecuencia el incendio.

Por qué ocurre? El uso exagerado de equipos dependientes del mismo enchufe, además de abusar de su capacidad puede causar una sobrecarga eléctrica o super calentamiento de los componentes ocasionando un corto circuito.

El uso de equipos con los cables enroscados pueden causar supercalentamiento de los cables sobrepuestos y provocar un incendio.

Colocar objetos o muebles pesados sobre los cables pueden dañarlos, rompiéndolos y causando cortos circuitos.

Por qué ocurre? Los cables dañados o medio rotos, crean resistencia en esos puntos provocando el supercalentamiento, en consecuencia, derriten la protección de los cables provocando el corto circuito que finaliza en incendio.

 

¡Cómo evitar un incendio eléctrico!

Electrodomésticos de largo uso: en caso de que su caso se ajuste a los puntos arriba mencionados, desconecte inmediatamento el aparato y entre en contacto con el vendedor o fabricante.

Cuando detecte irregularidades como: el aparato está enchufado, pero para y funciona por su cuenta, hace un ruido extraño, huele mal, sufre de recalentamiento, o su función es irregular, no descuide dichas irregularidades y tome las medidas preventivas necesarias y adecuadas al caso.

 

Cable de extensión o benjamim:

el consumo de energía eléctrica puede variar de acuerdo al aparato, siendo necesario tomar los cuidados necesarios para no recalentarlo o abusar de su capacidad.

Enchufe: limpie siempre con un paño seco para evitar el acumulo de polvo y/o humedad. Evite utilizar enchufes donde hay mucha humedad o utilice productos a prueba de agua.

Cables: tome los debidos cuidados para no dañar o romper los cables de los electrodomésticos. No utilice el aparato con los cables enroscados, esto puede sobrecalentar los cables, causando incendio.

Las siguientes acciones también pueden causar incendio: jalar del cable para desenchufarlo; dejar el cable por debajo de muebles pesados o sillas; dejar el cable atrapado en la puerta; doblar o torcer el cable.

Cuidados especiales en casos excepcionales: cuando ocurre un terremoto que le obliga a refugiarse en algún centro, deje desconectada la llave eléctrica central. Al retornar, revisar primero todos los aparatos antes de encender la corriente. Después de encender la corriente, haga una revisión general del interior de la casa.

Use correctamente los aparatos electrodomésticos y evitará un incendio así como prolongará el ciclo de vida de los mismos.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *