18 julio, 2024

Auricular

Un auricular (también conocido como audífono;? generalmente se usa uno en cada oído, por lo que es frecuente emplear el nombre en plural: auriculares, audífonos o también cascos) son transductores que reciben una señal electrica originada desde una fuente electrónica (como, por ejemplo, una radio, sintoamplificador o reproductor de audio) que por su diseño permiten colocar cerca de los oídos unos altavoces para generar ondas sonoras audibles.

Los auriculares son normalmente desmontables e intercambiables, es decir, que pueden enchufarse o desenchufarse con facilidad del equipo que los requiere. Los mismos auriculares pueden ser usados por diversos sistemas de audio.

En el contexto de las telecomunicaciones, los auriculares se refieren a un tipo de aparato que consiste en una combinación de auriculares y microfono para la comunicación bidireccional.

 

Los auriculares empezaron a usarse a partir de la telefonia y la radio. Las señales eléctricas débiles de los tempranos instrumentos eléctricos (todavía no electrónicos) requerían una amplificación personalizada para el ámbito de la telefonía.

A la empresa Bayerdinamic se le atribuye oficialmente el invento, a finales de los años 1930, y como la primera empresa en vender auriculares al público en general.

Su empleo se masificó a partir del surgimiento de los sistemas de audio personales: radios portátiles y reproductores portatiles de casete; posteriormente el fenómeno se acrecentó con el uso del reproductor de CD, el reproductor de audio digital y la computadora personal.

Con el avance de la electrónica se han incorporado el receptor de radio y han adquirido otras capacidades, como la comunicación inalámbrica (por medio de infrarrojos, bluetooth, o wifi) para recibir señales de una unidad base.

 

Tipos de auriculares:

-Circumaurales

-Supraaurales

-Intraurales o intrauriculares

-De conducción ósea

-Diadema

-Internos

-De botón

-De clip

-De nuca

-Microauricular

-Microauricular de botón

-Electrodinámicos

-Electrostáticos

-Inalámbricos

-Auriculares infrarrojos

-Auriculares Bluetooth

 

Características:

-Cancelación de ruido

La cancelación de ruido es una característica parcialmente nueva que se puede encontrar en algunos modelos. Básicamente lo que generan son ondas sonoras que chocan con las ondas provenientes del exterior y tienen el efecto de atenuar notablemente el ruido generado alrededor para que el oyente se pueda concentrar exclusivamente en la música.

 

-Frecuencia

Se trata del rango de sonidos que pueden desplegar los auriculares. Se mide en hercios e incluye desde las frecuencias más altas hasta los bajos más profundos. Normalmente hay un rango compatible con cada modelo, por ejemplo, 18 Hz a 30 000 Hz. Cuanto más grande sea el rango mejor, así se logra mayor sensibilidad en graves y agudos. Como referencia, el ser humano puede escuchar frecuencias de entre 20 Hz y 20 000 Hz.

 

-Impedancia

Es la resistencia al paso de corriente eléctrica; a menor impedancia, mayor volumen, por lo que se pueden hacerlos funcionar apropiadamente con fuentes de corriente pequeñas como el iPod (impedancias de 60 ohmios o menores).

 

-Decibelios

El decibelio es la unidad con la que se mide la intensidad de sonido. Más decibelios significa mayor volumen del sonido. Casi todos los auriculares soportan hasta 100 dB.

 

Beneficios y limitaciones:

Los auriculares se utilizan para evitar que otras personas puedan o tengan que escuchar el sonido, como en sitios públicos, bibliotecas, etc. o para el aislamiento. Además, los auriculares pueden proporcionar una calidad de sonido superior a la mayoría de los altavoces, incluso de alta gama. Esto es especialmente notable en frecuencias bajas, donde en sistemas de altavoces domésticos es necesario el uso de un subwoofer, e incluso subwoffers de alta calidad pueden tener distorsiones en frecuencias muy bajas

Los auriculares también permiten un avanzado sistema de posicionamiento 3D de audio, muy usado en el cine y sobre todo en videojuegos, donde se puede juzgar la posición a partir de las fuentes de sonido antes de aparecer en pantalla. Sin embargo, hay que destacar que el posicionamiento de sonido tridimensional está mucho más avanzado en el caso de sistemas de sonido 5.1 y 7.1. Para recrear un efecto similar con auriculares se utiliza la holofonía, sistema de audio que recrea casi a la perfección cualquier ambiente sonoro.

Esto hace que muchas veces la mayoría de las grabaciones que se escuchan sean grabadas en un estéreo diseñado para altavoces, que crean el efecto sonoro donde el sonido proviene del «centro de la cabeza» del oyente. Para simular los efectos tales como la reverberación de una estancia o sonidos que provienen de la parte de atrás, es necesario recrear dichas condiciones en la propia grabación, ya que los auriculares, al ir directamente al oído, no crean por sí mismos dichos efectos. Las grabaciones binaurales (las utilizadas para las Holofonía) precisamente sirven para eso, pero por las razones antes mencionadas son poco comunes en el cine y música.

 

Peligros:

Usar los auriculares en un nivel de volumen suficientemente alto puede causar el deterioro y/o la sordera temporal o permanente de oído debido a un efecto llamado enmascarar. El volumen del auricular tiene que competir con el ruido de fondo, especialmente en lugares excesivamente ruidosos, tales como estaciones del subterráneo, aviones y grandes multitudes. Esto conduce a la aparición del dolor normal asociado a niveles más altos de volúmenes, y los períodos prolongados del volumen excesivamente ruidosos son extremadamente perjudiciales.

Existe una creencia que afirma que los auriculares pequeños pueden causar más daño que los grandes debido a que se introducen directamente en el oído. Sin embargo, esto es falso, puesto que los daños se producen en el oído interno, no en el externo. Así que el volumen, no el tamaño, influye en el nivel de riesgo.

En estos últimos años, el interés se ha vuelto a centrar netamente en la protección de la audición, y las compañías han respondido.

El gobierno francés ha impuesto un límite a todos los reproductores de música vendidos en el país: no deben ser capaces de producir más de 100 dB (el umbral de daño la audición durante su uso extendido es 80 dB, y el umbral del dolor, o de la pérdida de oído inmediata, es 130 dB).

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *