20 junio, 2024

Para Kerin, Berkowitz, Hartley y Rudelius, desde el punto de vista del marketing, “el precio es el dinero que se intercambia por la propiedad o uso de un bien o servicio”.
Para Lamb, Hair y McDaniel, “el precio es aquello que es entregado a cambio para adquirir un bien o servicio. También puede ser el tiempo perdido mientras se espera para adquirirlos”.
Según Dwyer y Tanner: “un precio es el dinero que paga un comprador a un vendedor por un producto o servicio particular”.


Considerando las siguientes definiciones podemos decir que el precio es el valor que tiene un producto o un servicio que el comprador debe pagar al vendedor para tomar posesión.
Antes de analizar el precio de cualquier producto debemos conocer sus costos fijos y variables. Entre otros los costos incluyen:


Costo de Producción: son los gastos necesarios para mantener un proyecto, línea de procesamiento o un equipo en funcionamiento. El costo de producción indica el beneficio bruto.
Costos Administrativos: son los gastos o costos que la empresa aplica para la realización de trámites y movimientos internos.
Costos de Distribución: son aquellos generados como consecuencia de trasladar el producto finalizado hacia el consumidor
Costos de ventas: Costos de las mercancías o servicios que se venden. Se conoce también como costos de los bienes (o servicios) vendidos.

Costos de materia prima: Es el costo de materiales integrados al producto.

Pero ¿de qué forma determinamos el precio de un producto?
Para que una empresa sea exitosa depende mucho de su estrategia de precios. SI los precios son bajos no tendrán ganancias ni podrán cubrir los costos básicos para que continúe. Si son muy altos los consumidores buscaran otro lugar para comprar.

La empresa puede determinar el precio de su producto o servicio cuando:
-Se definen los costos de los materiales y producción (operarios, maquinaria e insumos)
-Elabora una política de comercialización
Debemos identificar y evaluar el mercado al que el producto o servicio va dirigido. A través de la segmentación de mercados.
Necesitamos referencias del precio que actualmente ofrece el competidor y establecer los costos. Finalmente, es necesario precisar que fijar el precio de sus productos y servicios conlleva la alineación con estrategias de ventas y sus objetivos a corto y largo plazo, con los potenciales diferenciadores de la marca tanto en sus productos y servicios.
Calcular los costos fijos y variables es un análisis extenso, determinar el precio al que los clientes están dispuestos comprar es un reto para el departamento de marketing.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *